La creatividad estuvo a cargo de BBDO Argentina y la producción fue de Ladoble.